La Rural expresó su preocupación por trabajo esclavo en un campo de Bengolea

La Sociedad Rural de Río Cuarto expresó su preocupación por la grave situación por la que atravesaron en un campo de Bengolea tres familias de trabajadores rurales provenientes de Misiones y Corrientes, tal como tomara estado público este fin de semana.

La intervención del Juzgado Federal de Río Cuarto se concretó el jueves de la semana pasada, a raíz de una denuncia de la delegación zonal del Ministerio de Trabajo de la Nación.

Tras el allanamiento se rescataron 18 personas, que habrían sido traídas desde el Litoral supuestamente para trabajar en condiciones infrahumanas.

Cinco de ellos eran niños, y uno tenía apenas unos meses

“Más allá de las circunstancias que rodearon a este lamentable episodio y que deberán ser corroboradas y castigadas, llegado el caso, por la Justicia, la Rural recordó a los productores agropecuarios que existe un régimen laboral específico para el caso de trabajadores temporarios, sobre el que pueden informarse acudiendo al Renatre (Registro Nacional de Trabajadores Rurales y Empleadores), organismo del que forman parte el Gobierno, el ruralismo –a través de las entidades del campo- y la Uatre (Unión Argentina de Trabajadores Rurales y Estibadores)”, señaló en un comunicado la entidad rural.

En tal sentido, el presidente de la entidad, Javier Rotondo, advirtió que los productores, como empleadores, deben asegurarse que para la realización de la tarea encomendada no se utilice a niños menores de edad, y que también deben asegurarse de que los hijos de sus trabajadores puedan cumplir con la escolaridad obligatoria.

Expresó también su “repudio al maltrato y la crueldad con que –se dice- habrían sido tratadas estas familias de trabajadores rurales, en una actitud totalmente despreciable sobre la que debe caer todo el peso de la Justicia”.

También podría gustarte

Comentarios

Cargando...